-

creativamente

planificación financiera para sistemas nacionales de áreas protegidas: lineamientos y lecciones preliminares

planificacion-financiera-sistemas-nacionales-areas-protegidas-lineamientos-llecciones-preliminaresArchivo descargable en español
Archivo descargable en inglés

Uno de los mayores desafíos que enfrentan los gobiernos y las organizaciones vinculadas a la conservación, es la necesidad de desarrollar sistemas de áreas protegidas financieramente sostenibles y organizaciones sólidas capaces de manejar eficientemente estos bienes naturales. Aunque algunos progresos han sido logrados en las últimas décadas, hasta la fecha la mayoría de los sistemas de áreas protegidas en todo el mundo presentan déficits de financiamiento. En la mayoría de los casos, las áreas protegidas siguen dependiendo de limitadas asignaciones presupuestarias nacionales, del apoyo de organizaciones internacionales de conservación y del financiamiento internacional de corto plazo a través de proyectos.

Durante la 7a Conferencia de las Partes del Convenio sobre la Diversidad Biológica, en febrero de 2004, 188 gobiernos adoptaron el Programa de Acción Mundial sobre Áreas Protegidas para apoyar el establecimiento de sistemas de áreas protegidas regionales y nacionales, ecológicamente representativos y eficazmente financiados y gestionados. Esto contribuiría a la meta fijada para el 2010 de reducir significativamente la tasa de pérdida de biodiversidad.
Aunque a nivel global no ha habido un aumento significativo en el financiamiento para los sistemas nacionales de áreas naturales protegidas regionales y nacionales, en el caso de Perú, los fondos públicos al 2010, respecto del 2004 se han incrementado en 500%, lo que constituye una señal positiva del Estado Peruano de cara a sus compromisos internacionales.

Los presupuestos de los sistemas nacionales de áreas protegidas se componen de las distribuciones de los gobiernos centrales, la cooperación internacional y de los ingresos generados de la propia área protegida. Al comparar los presupuestos actuales de los sistemas nacionales de áreas protegidas con sus necesidades de financiaminto, hay evidencia de un gran  déficit. Por ejemplo, el análisis financiero de los sistemas nacionales de áreas protegidas de Ecuador y Costa Rica, estiman en promedio déficits anuales de 6 y 17 millones de dólares, respectivamente. Se ha documentado, por reconocidos expertos, que el déficit acumulado a nivel mundial y nacional es alarmante, y particularmente crítico en países de desarrollo.

Con el fin de lograr la sostenibilidad financiera de los sistemas nacionales de áreas protegidas, es fundamental tener en cuenta la necesidad de aumentar la capacidad de auto generar ingresos adicionales a nivel nacional, incluyendo el valor de mercado de pagos por servicios ecosistémicos tales como la provisión de agua, el secuestro de carbono y la belleza escénica. Por otra parte, es igualmente importante mejorar la capacidad institucional para gestionar adecuadamente los recursos financieros y llevar a cabo una
reforma legal y reglamentaria necesaria para permitir financiamiento fiable a largo plazo.
Con el apoyo de The Nature Conservancy y otros miembros de Conservation Finance Alliance, me complace presentar esta nueva publicación, que incluye métodos prácticos, accesibles y de fácil uso, para mejorar la planificación financiera así como una hoja de ruta para la implementación de planes de negocio para los sistemas nacionales de áreas protegidas.  

Antonio Brack, Ministro de Ambiente Perú
Marzo, 2010

amazonas n36-55 | edificio antisana 1 | casilla 17-16-1010 | quito, ecuador +593 2 6000370